Organismo Judicial

Uncategorised

Cámara de Amparo y Antejuicio

La Cámara se define como un Órgano colegiado, integrado por cuatro Magistrados de la Corte Suprema de Justicia, su función es conocer, analizar, discutir y resolver los recursos y acciones que de conformidad con la ley son de su competencia.

La Cámara de Amparo y Antejuicio, conoce de las siguientes acciones Constitucionales: a) Amparos presentados contra aquellos actos que vulneran los derechos humanos; debiendo recordar que el amparo tiene el carácter preventivo de una violación; o restaurador si el mismo ya se hubiere efectuado; b) Exhibición Personal, a efecto de resguardar la libertad e integridad física de la persona. Así como los Antejuicios presentados de acuerdo a la competencia asignada en la Ley en Materia de Antejuicio.

Fundamento Legal

El fundamento de la creación de las Cámaras, y en concreto de la Cámara de Amparo y Antejuicio, se encuentra regulado en el artículo 76 de la Ley del Organismo Judicial, el cual establece: “Organización: La Corte Suprema de Justicia se organizará en las Cámaras que la misma determine. Cada Cámara contará con un Presidente y el número de Vocales que se considere conveniente y conocerá de los asuntos que la propia Corte disponga.

Los asuntos sometidos al conocimiento de una Cámara serán substanciados por el Presidente de ella y resueltos por mayoría de votos de sus integrantes. En caso de empate, el Presidente de la Corte Suprema de Justicia se integrará a la cámara correspondiente”.

Competencia de la CSJ en Materia de Amparo

La competencia de la Corte Suprema de Justicia en materia de amparo, encuentra su fundamento en el artículo 12 de la Ley de Amparo, Exhibición Personal y de Constitucionalidad; el cual estipula: “De la Corte Suprema de Justicia. La Corte Suprema de Justicia conocerá de los amparos en contra de:


a) El Tribunal Supremo Electoral;
b) Los Ministros de Estado o Viceministros cuando actúen como Encargados del Despacho;
c) Las Salas de la Corte de Apelaciones, Cortes Marciales, Tribunales de Segunda Instancia de Cuentas y de lo Contencioso-Administrativo;
d) Fiscal General de la República;
e) El Procurador de los Derechos Humanos;
f) La Junta Monetaria;
g) Los Embajadores o Jefes de Misión Diplomática guatemaltecos acreditados en el extranjero;
h) El Consejo Nacional de Desarrollo Urbano y Rural”

Historia Organismo Judicial

Guatemala tiene un sistema democrático y republicano, fundamentalmente en la base del derecho escrito. Los poderes que conforman el Estado son Ejecutivo, Legislativo y Judicial. El núcleo del funcionamiento del sistema judicial son las leyes y procedimientos que están incorporados en la Constitución Política, la Ley del Organismo Judicial y los Códigos Civil, Procesal Civil, Procesal Penal y Penal, entre otros.

La Primera Constitución de Guatemala corresponde a la República Federal y fue decretada el 22 de noviembre de 1824, por la Asamblea Nacional Constituyente y contempla la integración de la Corte Suprema de Justicia con seis o siete individuos elegidos por el pueblo.

Los jueces eran nombrados por el Presidente de la República de acuerdo a las ternas propuestas por la Corte Suprema de Justicia.

El 15 de agosto de 1848 se formó la Primera Asamblea Nacional Constituyente de Guatemala. El Acta Constitutiva del 19 de octubre de 1851 establecía que por esta única vez la Asamblea elegiría al Presidente de la República y a los Magistrados de la Corte Suprema de Justicia.

El 29 de enero de 1855 fue reformada el Acta Constitutiva y el Presidente de la República, General Rafael Carrera, adquirió la facultad de nombrar a los Magistrados y Jueces, los cuales permanecían en el ejercicio de sus cargos mientras durara su buen funcionamiento.

El 9 de noviembre de 1878 se integró una Asamblea Nacional Constituyente y proclamó la Constitución de 1879. Se dice en la misma que corresponde al Poder Legislativo nombrar al Presidente del Poder Judicial, a los Magistrados de la Corte Suprema de Justicia y a los Magistrados Propietarios y Suplentes de la Corte de Apelaciones. El Congreso tenía la potestad de removerlos de sus cargos en caso de mala conducta, negligencia o ineptitud debidamente comprobada. Se menciona que la Corte Suprema de Justicia será presidida por un Presidente y no por un Regente, como en las Constituciones anteriores.

Los miembros del Poder Judicial pierden el derecho de antejuicio que anteriores Constituciones le otorgaron. Correspondía al Ejecutivo hacer la distribución de los Magistrados Propietarios y Suplentes y Fiscales de la Corte de Apelaciones entre las Salas respectivas.

El 5 de noviembre de 1887 fueron reformados algunos artículos de esta Constitución. Se establecía que por esa vez el Poder Legislativo nombraría a los miembros del Poder Judicial, pero en los períodos subsiguientes tanto el Presidente, los Magistrados y Fiscales de los Tribunales de Justicia serían designados por medio de una elección directa. Una segunda reforma se realizó por el Decreto del 20 de diciembre de 1927, expresándose que el Presidente y Magistrados de la Corte Suprema de Justicia gozan del Derecho de Antejuicio.

El 15 de mayo de 1935, el entonces Presidente de la República, General Jorge Ubico, propuso a la Asamblea Legislativa la necesidad de reformar la Constitución para alargar su período y entre las reformas se incluía otorgar al Poder Legislativo la facultad de nombrar el Presidente y a los Magistrados de la Corte de Apelaciones; asimismo el Congreso podía remover a éstos por las causas de mala conducta, negligencia e ineptitud comprobadas y de acuerdo a la ley.

El General Ubico expuso que las reformas eran necesarias porque según él imposibilitaban al Ejecutivo para proceder con la actividad y energía que ciertos casos demandan, a la depuración indispensable del Organismo Judicial.

El 10 de enero de 1945, la Junta de Gobierno convocó a la Asamblea Nacional Constituyente para la elaboración de una nueva Constitución, la que fue decretada el 11 de marzo de 1945. Estipula que los miembros del Organismo Judicial son nombrados por el Organismo Legislativo, el que tiene facultad para removerlos en casos de mala conducta, negligencia e ineptitud debidamente comprobada con apego a la ley, estableciéndose que el Presidente del Organismo Judicial y Magistrados de la Corte Suprema de Justicia gozan del derecho de antejuicio.

En el año 1954 se convocó a otra Asamblea Constituyente que promulgó la Constitución que entró en vigor el 1 de marzo de 1956. En ésta se reguló que las autoridades del Organismo Judicial serían nombradas por el Organismo Legislativo. Es facultad de la Corte Suprema de Justicia nombrar a los Jueces de Primera Instancia y a los de Paz, así como trasladarlos o removerlos del cargo; sin embargo, el Presidente del Organismo Judicial y los magistrados gozan de antejuicio.

El 5 de mayo de 1966 entró en vigencia una nueva Constitución que normaba el nombramiento de los miembros del Organismo Judicial, o sea, el Presidente y Magistrados de la Corte Suprema de Justicia, en la que se estipula que éstos serían nombrados por el Congreso. Su remoción se regulaba en la misma forma, o sea, por delito, mala conducta e incapacidad manifiesta con el voto de las dos terceras partes de los diputados.

En 1985 se decretó una nueva Constitución que entró en vigor el 14 de enero de 1986. En los Artículos comprendidos del 203 al 222 se regula lo concerniente a la elección de los Magistrados de la Corte Suprema de Justicia, Magistrados de Apelaciones, de Primera Instancia y de Paz. En términos generales todo lo referente al Organismo Judicial.

Esta Constitución introdujo la modalidad en relación a los Jueces, Magistrados de la Corte Suprema y de Apelaciones que duran cinco años en sus funciones, pudiendo ser reelectos los segundos y nombrados los primeros. Asegura que los Magistrados no podrán ser removidos ni suspendidos, sino en los casos y con las formalidades que disponga la ley. Los Jueces de Instancia siempre fueron removidos discrecionalmente, no así los Magistrados que tenían prerrogativas especiales.

Actualmente, el sistema de justicia en Guatemala está integrado de la siguiente forma:

El Organismo Judicial, incluye a la Corte Suprema de Justicia, Tribunales de Apelaciones, y otros órganos colegiados de igual categoría, Juzgados de Primera Instancia y Juzgados de Paz. La Corte Suprema de Justicia es el tribunal de mayor rango y tiene la responsabilidad de la administración del Organismo Judicial, incluyendo la labor de presupuesto y los recursos humanos.

La Corte de Constitucionalidad es el máximo tribunal en materia constitucional.

El Ministerio Público, dirigido por el Fiscal General de la Nación, ejercita la acción penal con exclusividad y dirige la investigación penal.

El Procurador General de la Nación es el representante y asesor jurídico del Estado. El Procurador de los Derechos Humanos es el delegado del Congreso de la República y su función es promover y velar por el respeto y defensa de los derechos humanos.

El Ministerio de Gobernación es el responsable de la seguridad ciudadana, la administración del sistema penitenciario y de la Policía Nacional Civil.

El Instituto de Defensa Pública Penal (IDPP) apoya a la ciudadanía proporcionando asistencia legal en forma gratuita.

Otras entidades vinculadas al sector de justicia son el Colegio de Abogados y Notarios y las facultades de derecho de las universidades del país.

Historia

Nosotros Quiénes Somos Historia Bibliotecas Regionales

No se conoce la fecha exacta de la fundación de la Biblioteca del Organismo Judicial de Guatemala. La referencia más antigua puede encontrarse en la página 54 de un número extraordinario de la Gaceta de los Tribunales de 1935, en conmemoración al primer centenario del nacimiento de Justo Rufino Barrios, se lee textualmente: 


" el ilustre jurisconsulto Licenciado don Manuel Joaquín Dardón (...) fue presidente del Poder Judicial desde el mes de julio de 1872 hasta el mes de junio de 1887 en que se jubiló; fundó la biblioteca de esta institución. "

La primera mención legal de su existencia aparece en el Decreto Número 257 de la, Ley Orgánica y Reglamentaria del Poder Judicial, del 17 de febrero de 1880.

Dos años después de la fecha mencionada, se emitió el Decreto Número 35, de la Asamblea Nacional Legislativa, específico para la Biblioteca de los Tribunales; dado que existía en el Gobierno de Justo Rufino Barrios (1873-1885), la preocupación porque la misma cumpliera la misión para la que fue creada, por lo que se hizo necesario dotarla de la bibliografía específica y el personal técnico para su buen funcionamiento.

Ya en el gobierno de Jorge Ubico Castañeda (1931-1944) se emitió el Reglamento General de Tribunales de la República de Guatemala, Decreto Gubernativo 1568 (31 de agosto de 1934), en el que el Capítulo V, está dedicado completamente a la Biblioteca del Poder Judicial.

Dicho documento proporcionó las directrices administrativas y técnicas para el funcionamiento de la Biblioteca del Poder Judicial, hasta el 28 de agosto de 2004, fecha que entró en vigencia el Reglamento de la Biblioteca Central del Organismo Judicial, Acuerdo número 041/004 de la Presidencia del Organismo Judicial.

Desde la primera mención histórica (1880), de la que se tiene conocimiento, sobre la existencia de la Biblioteca de Poder Judicial, la misma funcionó como una dependencia directa de la Presidencia, esta relación permaneció hasta el mes de marzo de 2003, cuando la misma pasó a formar parte del Área de Documentación y Estadística Judicial del Centro Nacional de Análisis y Documentación Judicial (CENADOJ).

Nosotros Biblioteca

Nosotros Quiénes Somos Historia Bibliotecas Regionales

El CENADOJ, a través de la Biblioteca Central del Organismo Judicial, reune, adquiere, procesa, conserva y difunde materiales bibliográficos. Asimismo, presta apoyo a funcionarios, auxiliares judiciales y personal administrativo del Organismo Judicial, con material de consulta. Se brinda información a investigadores, estudiantes y público en general.

Misión

Ser una biblioteca que adquiere, organiza, conserva y pone a disposición de magistrados, jueces, auxiliares judiciales y personal administrativo del Organismo Judicial de Guatemala, bibliografía especializada en el área jurídica, con el propósito de apoyar la administración de justicia en el país.

 Visión

Ser una unidad de información dinámica, eficaz y eficiente, que presta un buen servicio para coadyuvar a cumplir los objetivos del Organismo Judicial de Guatemala.

Biblioteca Regionales

Nosotros Quiénes Somos Historia Bibliotecas Regionales

Red Nacional de Bibliotecas del Organismo Judicial (RENABOJ)

Desde el mes de abril de 2003, por instrucciones de la Presidencia del Organismo Judicial y de la Corte Suprema de Justicia, se elaboró el proyecto para crear la Red Nacional de Bibliotecas del Organismo Judicial (RENABOJ), cuyo propósito principal es organizar, implementar y mantener de forma permanente, una biblioteca jurídica en cada Región de Desarrollo del país.

Criterios de ubicación
El criterio para ubicar las bibliotecas jurídicas regionales, son los lugares donde el Organismo Judicial posee la infraestructura necesaria, todo ello con el propósito de asegurar el funcionamiento, permanencia y servicios de información. 

Regiones de Desarrollo
Ya forman parte de RENABOJ la Biblioteca Central (Región Metropolitana), las Bibliotecas de las Regiones Suroccidente-Quetzaltenango; Noroccidente- Huehuetenango y, El Petén (Poptún).  Esta planificada la creación de otras bibliotecas jurídicas regionales, en los lugares siguientes:

  • Norte: Cobán
  • Nororiente: Chiquimula
  • Suroriente: Jutiapa
  • Central: Escuintla

Biblioteca Regional de Quetzaltenango 
Ubicada en el Primer Nivel del Edificio Administrativo del Complejo Judicial de Quetzaltenango. Inició sus funciones en diciembre de 2004.  Actualmente, ofrece los mismos servicios que la Biblioteca Central, dirigidos a magistrados, jueces, auxiliares judiciales, personal administrativo y público interesado en la temática. 

Biblioteca Regional de Huehuetenango
Ubicada en el Segundo Nivel del Edificio Administrativo del Complejo Regional de Justicia. Inició sus funciones en enero de 2007. Su acervo documental se encuentra procesado técnicamente, según la normativa bibliotecaria internacional, para ofrecer servicios de información a magistrados, jueces, auxiliares judiciales, personal administrativo y público en general de la Región Noroccidente. 

Biblioteca Regional de Poptún, El Petén
Ubicada  en el Complejo Judicial de Poptún. Inició sus funciones en agosto de 2007.  Su acervo documental está conformado por la Colección Carlos Jordán Alvarado, para usuarios interesados en información general; y por la Colección jurídica, destinada a magistrados, jueces, auxiliares judiciales, personal administrativo y público en general de la Región El Petén.

Acciones del Organismo Judicial para el fortalecimiento y atención de las personas con discapacidad

  • 1
  • 2